Masaje Tok Sen

El Masaje Tok Sen se apoya sobre los principios del Masaje Tradicional Tailandés, basado en el desbloqueo y armonización de las líneas energéticas Sen y en la estimulación de puntos energéticos específicos. La peculiaridad de este masaje es su instrumento de trabajo, el Tok Sen, una pequeña maza de madera con la que se golpea, un stick o cincel, también de madera, recorriendo las distintas zonas del cuerpo para presionar y estimular las líneas y puntos energéticos.

Otra característica propia de esta técnica de masaje es el sonido que se produce al golpear o percutir el Tok Sen, que constituye una especie de «mantra de la naturaleza». La sucesión rítmica y repetitiva de los golpes, junto con el sonido de la madera, ayuda a alcanzar un profundo estado de relajación.

El Masaje Lanna Tok Sen es originario del norte de Tailandia, donde se emplea desde hace más de 5000 años, pero sigue siendo una técnica casi desconocida en nuestro país. Sus efectos, tanto a nivel físico como energético, hacen de este masaje una técnica única.

masaje tok sen 2 peqLa percusión y presión del stick, golpeado con el Tok Sen, sobre los canales Sen Sib y principales puntos energéticos del cuerpo, reactiva, estimula y desbloquea, incrementando y mejorando la libre circulación de la energía vital.  La vibración producida por los repetitivos golpes de la maza Tok Sen sobre el stick, penetra profundamente a través de los músculos y la fascia, activando la circulación y relajando la musculatura.

El Masaje Tok Sen está especialmente recomendado en casos de estrés, trastornos del sueño, insomnio, estreñimiento, retención de líquidos, flacidez muscular, reuma, contracturas musculares profundas, bloqueos energéticos y cansancio general. Sus indiscutibles beneficios a nivel físico y energético, y su efecto sedante sobre el sistema nervioso, hacen que sea un masaje muy recomendable y apto para todo tipo de personas.

Durante la sesión de masaje, el cliente se halla en una disposición física totalmente pasiva. El masaje Lanna Tok Sen se realiza vestido con ropa cómoda de algodón (facilitada por nuestro centro) y tumbado sobre un futón en el suelo. No se utilizan cremas, ni bálsamos. En algunos casos de extrema sequedad de la piel o excesivo vello se aplicará aceite natural de coco en antebrazos y zona inferior de las piernas.

Precio en sala: 55€ (1 hora) / 75€ (1,5 horas)

Precio a domicilio: 80€ (1 horas) / 100€ (1,5 horas)

Ir arriba